Los arrecifes de coral se encuentran entre las muchas víctimas del cambio climático, pero una nueva investigación ofrece un enfoque ingenioso para curarlos: altavoces submarinos.

Un estudio reciente encontró que los altavoces submarinos ubicados cerca del coral muerto en la Gran Barrera de Coral de Australia alentaron a los nuevos peces a aparecer y establecerse. 

Para mejorar las condiciones de los arrecifes de coral degradados en el océano, los investigadores están atrayendo a los peces jóvenes al reproducir el sonido de los arrecifes saludables.

¿Cómo se escucha un arrecife saludable?

«Los arrecifes de coral saludables son lugares notablemente ruidosos: el crujido de los camarones y los gritos de peces se combinan para formar un deslumbrante paisaje sonoro biológico.»

«Los peces juveniles se concentran en estos sonidos cuando están buscando un lugar para establecerse», dijo en un comunicado, Steve Simpson, autor principal del estudio, publicado por la Universidad de Exeter.

Los arrecifes de coral enfermos, por otro lado, se vuelven «fantasmalmente silenciosos» a medida que las diversas criaturas que componen sus ecosistemas perecen o se van.

Por lo tanto, razonaron los investigadores, darles a los peces más jóvenes un estímulo auditivo podría llevarlos de regreso a estos arrecifes muertos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí